lunes, 6 de mayo de 2013

-COMENTARIO A ESTA REFLEXIÓN QUE ENCONTRÉ EN INTERNET-


06 de mayo de 2013.
Comentario a esta reflexión que encontré en Internet:


Un yogui errante que había obtenido un gran progreso interior.
Se sentó a la orilla de un camino y de manera natural, entró en éxtasis.

Estaba en tan elevado estado de consciencia que se encontraba ausente de todo lo circundante.
Poco después pasó por el lugar un ladrón y al verlo, se dijo:
“Este hombre, no me cabe duda, debe ser un ladrón que, tras haber pasado toda la noche robando, ahora se ha quedado dormido.
Voy a irme a toda velocidad no vaya a ser que venga un policía a prenderle a él y también me coja a mí”.
Y huyó corriendo.

No mucho después, fue un borracho el que pasó por el lugar.
Iba dando tumbos y apenas podía tenerse en pie.
Miró al hombre sentado al borde del camino y pensó:
“Éste está realmente como una cuba.
Ha bebido tanto que no puede ni moverse”.
Y tambaleándose, se alejó.

Por último, pasó un genuino buscador espiritual y al contemplar al yogui, se sentó a su lado, se inclinó y besó sus pies.

Los  males de las personas son causados porque no viven en el mundo, sino en su mundo.
Y así como el ladrón ve a un ladrón y el borracho ve a otro borracho, únicamente uno libre de prejuicios es capaz de ver la realidad como se muestra


Bueno esta es mi opinión:

Muy buena y sabia esta reflexión, pero la verdadera virtud de un verdadero sabio consiste en tener valor para enfrentarse al ladrón y al borracho, pero no para pelearlos y vencerlos en lucha, sino que, tener la virtud del verdadero valor, para hacerles ver al ladrón y al borracho, etc., lo que realmente son, y que ellos son los verdaderos cobardes al huir de una vida honrada y decente, donde la fe en Dios y en sus Ideales (Mandamientos y consejos) sean la guía a seguir. Con esto amigo Juan, te estoy diciendo que, Dios no nos ha creado e introducido en este mundo, para que estuviésemos ausentes de todas estas realidades, problemas, dificultades, circunstancias, errores, pecados, etc.


Y Dios NO nos ha creado para que permanezcamos impasibles e inconscientes ante todas las vicisitudes de nuestras vidas mundanas, sino para superarlas con la práctica diaria del procurar del bien hacer, de la honradez y la decencia.


Y Dios no nos ha creado para huir de nuestras vulgares realidades cotidianas y mundanas, sino que, dios nos ha creado para que aprendamos a superar todas estas cuestiones y experiencias, y, nos perfeccionemos hasta alcanzar la máxima proximidad a su Imagen y Semejanza.


En el caso de este yogui que en la foto tiene un rio que pasa por su lado, ¿hubiese en su éxtasis interior, escuchado los gritos de auxilio de una niña que se hubiese caído al rio y se estaba ahogando, etc., etc., etc.?


Por lo que yo os digo que, estar ausente de nuestras realidades mundanas e ignorarlas, no significa superarlas y ni siquiera significa, tener el suficiente valor y coraje de enfrentarlas y no solo en nuestro interior, y vencerlas y no solo con nuestra conciencia y espíritu, sino de vencerlas y doblegarlas con todo nuestro ser humano y humanamente. Que para eso Dios nos creó, para doblegar a toda la naturaleza a la Voluntad de Dios, y sobre todo para que podamos doblegar nuestra naturaleza, doblegar la naturaleza humana a la Voluntad de Dios. Cosa que no está de moda en nuestros días, sino todo lo contrario.


(Cristo Maestro Andar)